Home » Restaurantes »

Big Fish (menú del día)

30 September 2009 4 Comments Por: Mikel Iturriaga Imprimir artículo

restaurante big fish

Cuando llegas al Big Fish, lo primero que sientes es un poco de pena por sus dueños. Pocos lugares en el barrio barcelonés del Borne están peor situados que este restaurante, apartado del tránsito habitual de peatones por culpa de las interminables obras del antiguo mercado.

A pesar de esta desventaja, el Big Fish parece haberse hecho con cierta clientela, supongo que en parte gracias a su aparición en revistas de decoración como AD.

El local ciertamente lo merece, porque es bonito de verdad: elegante, acogedor, decorado con muy buen gusto y sin la diseñitis que suelen padecer tantos restaurantes nuevos en la ciudad. Mención especial merecen los sofás chester y las sillas, que son de las que te llevarías a casa sin pensarlo dos veces.

restaurante big fish 2

No hay que ser un lince para deducir que el Big Fish está dedicado al pescado. Los responsables del local, de familia de pescadores, han optado por cocinarlo con técnicas españolas mediterráneas o japonesas, dos de las más respetuosas del mundo con esta materia prima. Y teniendo en cuenta los precios que gasta este género, no deja de ser meritorio ofrecerlo en un menú de mediodía por 13 euros, bebida y cafés no incluidos.

Los primeros entre los que se podía elegir cuando yo estuve eran unos makis picantes de atún y mango y una ensalada de lentejas y calamar. El sushi estaba bastante bueno, y no escatimaba en la cantidad de pescado en proporción al arroz. La única pega es que el alga nori estaba un poco dura. La ensalada, por el contrario, era más vulgarcita, pobre de aliño y con las legumbres algo pasadas de cocción.

ensalada big fishsushi big fish

En los segundos, la merluza a la plancha con hummus y tempura de berenjenas estaba excelente: fresquísima, jugosa y perfecta de punto de cocción. Creo que es el mejor pescado que he comido nunca en un menú del día. La dorada al horno no llegaba a ese nivel, pero cumplía. Los hilos de patata frita funcionaban muy bien como guarnición, pero no tanto el puré de melocotón, demasiado agresivo para un pescado que no tiene mucho sabor.

merluza big fishdorada big fish

Los postres, correctos, aunque un poco microscópicos: helado de chocolate (bien) y batido de pera (psá).

postres restaurante big fish

Del Big Fish no sales muy lleno porque las raciones son moderadas. Pero la relajada exquisitez del lugar, más la ausencia absoluta de regusto a congelado o a viejuno en los peces, compensan y hacen que valga la pena pasarse a comer por allí.

Actualización (27/10/09). Cené ayer en el Big Fish y la experiencia fue bastante decepcionante. El entrante de sushi rebozado estaba blandurrio; la ventresca de atún, no muy fresca, y los udon (fideos japoneses) con calamares y gambas, fortísimos de sabor e imposibles de acabar. Además, fue caro: compartimos primero, bebimos agua y una caña y no tomamos postre, y pagamos 26 euros por cabeza.

Big Fish

Plaza Comercial, 9

Barcelona

Horario: de martes a sábado, de 13.30 a 16.00 y de 20.30 a 0.30.

Etiquetas: ,
Comparte este artículo:
Publicidad:
 

4 Comments »

  • jose said:

    el sitio es muy bonito, pero la comida psé!

  • Gerardo said:

    Parafraseando a WINDOWS, “si a todo”, opinion más detallada en mi blog

  • adela said:

    Un domingo tranquilo a mediodía se convierte en una paranoia delirante cuando te sientas en este restaurante (plato a 25-30 euros) y te castigan con música poligonera con cajas de ritmos que dificultanhablar con la persona que tienes enfrente. Cuando sugieres que en un restaurante cada cual tiene su gusto y quizá es mejor optar por no poner música te contestan que pueden quizá cambiarla por otra pero que al final es le propietario del local el que decide. Claro, que el cliente puede decidir marcharse sin comer y no ir nunca a un lugar incómodo y con personal insolente. Si vais, llevaos un MP3, que nunca se sabe con qué gustos musicales decidirá machar ese día el propietario a los clientes ese día.