Inicio » Cocina Pop »

11 razones para amar (y odiar) a Arguiñano

23 junio 2010 42 Comentarios Por: Mikel Iturriaga Imprimir artículo

arguinano

¿Es Arguiñano un gran comunicador? ¿O un pelma? ¿Un maestro de la cocina? ¿O un chef tirando a aburridillo? Estas dudas me asaltaban ayer tras leer la noticia de que el vasco abandona Telecinco para pasarse, parece, a Antena 3. Según la cadena, los programas de la productora de Arguiñano estaban bajando de audiencia, y éste pedía mucho dinero para renovar sus contratos.

Lo cierto es que el chef sigue teniendo tirón, y todavía es líder en su franja horaria. En sus 20 años en televisión se ha construido un personaje incombustible al que ningún otro cocinero ha logrado hacer sombra en la pequeña pantalla. Y es que hay muchos motivos para quererle… y también unos pocos para odiarle.

1. Fue el primer cocinero mediático del país. Arguiñano entendió el poder de los medios antes que ningún otro chef. Cuando muy pocos de sus colegas eran conocidos más allá del consabido círculo de gourmets, él supo acercarse a las masas a través de la televisión. Y de alguna forma, reivindicó una profesión que no contaba con demasiado prestigio social.

2. Ha enseñado a cocinar a media España. Su labor como divulgador culinario nunca será suficientemente reconocida. Miles de personas han aprendido con él que cocinar es una actividad fácil, divertida, barata y sana.

3. Su cocina no tiene estupideces. Los platos de Arguiñano -hablo de los que hace en televisión- casi siempre son muy sensatos. La simplicidad es su mayor virtud: saca partido a la materia prima, no se enreda en fórmulas rebuscadas y suele conseguir resultados perfectos para una comida de diario. Y siempre da buenos consejos y trucos.

4. Parece un tipo simpático. Arguiñano encarna el prototipo de vasco llano y bonachón. Proyecta una imagen de permanente buen humor, no pontifica sobre la cocina ni se toma demasiado en serio a sí mismo.

5. Es un emprendedor. Montó su propia empresa, Bainet, que además de Karlos Arguiñano en tu cocina produce otros programas como Decogarden y Bricomanía, publica libros gastronómicos firmados por él o por otros cocineros como su hija hermana Eva o Juan Mari Arzak, es parte de La Sexta y ha producido algunas películas. Eso en un país en el que no nos distinguimos por las aventuras exitosas en los negocios.

6. Protagonizó una de las mejores escenas gastronómicas del cine español. Fue en Airbag, producida por Bainet y dirigida por Juanma Bajo Ulloa.



7. Es un símbolo de la cocina vasca. Sin discusión.

8. Sus chistes son infumables. Personalmente, jamás me he reído con ningún chiste de Arguiñano en sus 20 años de carrera televisiva, y juro que me he tragado muchos de sus programas. Sin embargo, él los ha convertido en marca de la casa, y hasta resultan entrañables de puro malos.

9. Es un poco pelma. La reiteración de ciertas coletillas (”rico, rico”, “con fundamento”) ha terminado resultando un pelín cargante. Tanto como las anécdotas y comentarios picantes con los que salpica sus recetas, que ya sólo deben de hacer gracia en los pocos bares de txikiteros que quedan en la Euskadi profunda.

10. Se ha convertido en una franquicia. Televisión, recetas en revistas del corazón, libros, anuncios vendiendo cachivaches… Hubo años en que Arguiñano estaba literalmente hasta en la sopa, aunque hay que reconocer que en los últimos tiempos ha moderado su presencia mediática.

11. Su web es horrorosa. Lo siento pero tenía que decirlo. No llego a entender cómo en pleno 2010 un personaje con su proyección puede tirar con una página tan antigua, fea, liosa y saturada de publicidad mal incrustada. Un pecado teniendo un contenido tan bueno como las recetas de Karlos.

Comparte este artículo:
Publicidad:
 

42 Comentarios »

  • Marta dijo:

    En casa ya no tendremos que poner Tele5 para nada…
    Para mí, Arguiñano hace el programa más educativo de la televisión, por su humildad, su sencillez, su buen hacer y por educar permanentemente en la cocina buena y barata.

    Es cierto que la web no hay quien la aguante y en cuanto a los chistes y ciertas actitudes, responden completamente a que es un “abuelete” de su época. Para mí, siendo que demuestra buen corazón tantas veces, es sólo parte de su valorable naturalidad. De lo mejorcito de la tele… a ver dónde nos lo llevan.

  • julia dijo:

    Eva es su hermana, no su hija ;-)

    Yo soy fan incondicional de Arguiñano, con sus chistes y con sus chascarrillos.

  • Mikel Iturriaga dijo:

    Glups… cruce de cables con Elena, la hija de Arzak. Corregido y gracias por el aviso, Julia :-)

  • Miriam/El invitado de invierno dijo:

    Jolín, no podría estar más de acuerdo con todos los puntos! Sobre todo con el de la web, con la pasta que debe tener el tío y no puede contratar un webmaster más lucido… ays. Pues yo tengo dos de sus libros desde hace la torta (regalados) y reconozco que en todos estos años solamente he debido hacer uno de sus platos…

  • carlos dijo:

    Pues mira, si ahora se fuera a la sexta seguro que podríamos verle también por internet, que con los horarios de curro a veces es complicado.

    Pero si, era lo único que merecía la pena ver en T5, despues de ésto puedo hasta borrar el canal :)

  • Luis dijo:

    Estoy de acuerdo con lo de la web. Es terriblemente mala, barata y antigua. Un laberinto.

  • txatxe dijo:

    yo me incluyo en el grupo de personas que aprendió a cocinar gracias a Arguiñano. Ahora me encanta cocinar. Tal vez el mérito de lo segundo no sea suyo, pero a mi me encanta (no tanto sus chistes…)

  • Ainara dijo:

    Pues lo de que la web sea fea puede ser, a mí personalmente me gusta, pero bueno para gustos están los colores. Eso sí, ¿antigua? eso si que no lo veo!!

  • Manolo dijo:

    La capacidad que tiene telecinco de manipularnos…¿os creéis que telecinco se ha basado en las audiencias? jajaja, cuando siempre ganaba a los Simpson?????? eso sí, ahí renueva al Jorge Javier y a la pila de ignorantes que hablan en su programa, particularmente a la analfabeta de la Belén Esteban…

    Y en cuanto a la web, veo que aquí hay muchos ingenieros informáticos, que juzgan sin haber entrado en ella, cuando a mi me ha sacado de más de un apuro…preferirán ir a webs porno para buscar su propia satisfacción frustrada…así funciona este mundo…ignorantes…

  • Aitor dijo:

    Hola:
    Pues si, la web de Arguiñano, no es la mejor del mundo, para que nos vamos a engañar, necesita mejorar y mucho. Pero de todos modos, sabes qué significa ondakin con h en euskera?

    desecho, residuo, basura, resto, despojo

    * Janari-hondakinak: restos de la comida.
    * Errekuntzaren hondakinak: los restos de la quema.
    * Gizakien hezur eta hondakinak: los huesos y los restos humanos.
    * Galdutako ontziaren hondakinak: los restos del barco que se perdió.

  • Marta dijo:

    Madre mía, yo flipo con cómo se calienta la peña de rápido.

    Manolo, no creo que se esté hablando de los CONTENIDOS de la web, sino de su organización y navegabilidad. (Las recetas son las recetas, y siempre están bien). Por lo menos yo, lo veo así. Las búsquedas fallan, es pesada, muy estática… Estaba mejor antes de que se pasaran a la de Hogar Útil, y la publicidad, que entiendo que esté, podría ser mucho menos cansina, que eso da peor imagen.

    Lo de las porno ya… no sé que tiene que ver con el tema.

    Parece que no estamos en una época en la que se pueda hablar en grises, con matices. Si alguien hace un comentario que “te toca”, cargas sin pensar… En fin, que felicidades por el blog y saludos.

  • tatu65 dijo:

    Puede gustar más o menos, sus chistes pueden ser mejores o peores, será simpático o um plasta, pero lo que importa y se debe reconocer es su sencillez, su sentido de la comunicación, su cercanía y como ha enseñado a cocinar a muchas personas a través de un medio, muchas veces deleznable, como la tv. La gastronomía española siempre le deberá mucho a este tipo. Abrió un camino que otros ahora intentarán seguir.

  • Dr. Muerte dijo:

    Arguiñano es una persona entrañable. Su programa es ameno y aprendes cosas. Es un clásico por el que no han pasado los años.
    Lo que me da que pensar es el punto canalla que tienen muchos cocineros. Arguizaño, Robin Food, Bourdain, Berasategui (y su garrote)… Debe ser que viene con el oficio.

  • Raquel dijo:

    Estoy de acuerdo casi al cien por cien… coincidimos con el en un viaje a Argentina alli lo veneraban porque hizo un programa durante largo tiempo y estuvo no solo correcto sino llano y simpatico hablando de forma natural con todo el mundo. No se molestaba por las fotos en ningun momento y eso que le hicieron unas cuantas, ahora que sus chistes igualico que en la tele.
    Si algo hay que reconocerle es que se ha reinventado en multitud de ocasiones

  • Raquel dijo:

    Sobre el comentario de Aitor lo siento pero no puedo callarme me parece fuera de todo lugar :( que pena.

  • MARIJO dijo:

    Yo he tenido varias fases en estos años, al principio me encantaba, luego me parecía un pesado insufrible que estaba hasta en la sopa y ahora me río mucho con él y siempre pienso que da gusto ver a alguien
    que se lo pasa tan bien trabajando. Creo que me estoy haciendo mayor.
    Suscribo el comentario de Raquel sobre lo de Aitor, este blog me parece
    fenomenal y hay mucho susceptible que está cabreado con el mundo.

  • Luis dijo:

    Cuando mi padre me preguntó quién me había enseñado a cocinar le contesté que el hambre; a fin de cuentas sales de casa sin saber hacer un huevo frito y sin pasta para comer de restaurante a diario, aprendes o pasas hambre. En realidad debí decir el hambre y Arguiñano, no hizo el primer programa de cocina de la tele pero sí el primero con recetas que se podían hacer en casa. Puede gustar más o menos pero hay un antes y un después de la aparición de Arguiñano en la cocina televisiva. Por cierto yo también tengo algún libro suyo y el de las 1069 recetas lo he utilizado bastante.
    Sobre sus chistes, hace como 15 años le oí contar que empezó en ETB porque un amigo suyo le dijo que necesitaban rellenar 10 minutos y le ofreció salir contando chistes, le contestó que en 10 minutos hacía 2 platos y hasta ahora.
    Ah y por favor, tampoco creo yo que el artículo sea para picarse tanto.
    Saludos a todos

  • grangourmet dijo:

    Que su cocina no tiene estupideces y que es un símbolo de la cocina vasca es verdad, y que ha enseñado a cocinar a mucha gente es indiscutible, pero si he de añadir alguna pequeña razón por la que no me gusta tanto Arguiñano es precisamente eso, que parece que siempre cocina para los que no saben, y siempre se queda en las recetas más simples, a veces casi tontas (buenas, pero tontas)… A los que sabemos cocinar nunca se ha dirigido, no ha hecho recetas algo más elaboradas/originales… Y lo que no soporto es el tonito paternalista que como él, tienen muchos cocineros de la tele… Eso de: “Hay que lavarse las manos antes de manipular los alimentooos…” Ya. Claro. Uffff… ¡me pone de los nervios!

  • curra dijo:

    Me gustaba y me sigue gustando.
    Me parece un comunicador nato y muy cercano.
    En cuanto a su página web tienes razón, podrían mejorararla y mucho.
    Hace muchos años pasamos por su restaurante a la vuelta de unas vacaciones. Me hacía muchísima ilusión conocerle personalmente.
    Al terminar la comida pregunté por él y me dijeron que andaba en la parte de fuera del restaurante regando las planta… y allí que me planté.
    Tal como es ahora cecano, dicharachero. Estuvimos charlando un buen rato como si nos conocieramos de siempre. Muy grato encuentro que siempre recordaré.
    Un beso,

  • janolas dijo:

    Aparte de ser un tío simpático (si, sus chistes son malísimos ) y llanote como el solo, da gusto verle trabajar. Con que orden y concierto maneja la herramienta, siempre con la encimera limpia, movimientos con sentido, práctico… me encanta.

  • luis j. dijo:

    para mi los libros de argiñano son como una biblia, de no hacer un huevo frito a ser casi un chef. su pagina web la consulto mucho y el unico pero que le pondria que tenia que poner el recetario mas accesible y menos propaganda. lo unico decente que tenia t5 ya lo a jodido, osea que ya puedo borrar ese bodrio de canal. AUPA ARGIÑANO

  • marina dijo:

    me encanta arguiñano aprendi muchas cosas con el y con el tiempo se fue convirtiendo en parte de lo cotidiano de la vida por lo menos en referencia a las consultas de sus libros que uno siempre los tiene a mano

    pòr lo demas lo que puedo asegurar a raja tabla es que sus recetas funcionan y muy bien que es mucho decir en un mundo mediatico en el cual de cocinar para la tele y aplicarlas a hay un mundo de distancia

    mariana

  • Dola dijo:

    Estuvimos el verano pasado en su restaurante de Zarautz y cenamos de maravilla, trato increible y su hijo un maitre excepcional.

    Me parece un tipo autentico.

  • Raquel dijo:

    Limpieza, limpieza y limpieza… Si hay algo que me ha gustado SIEMPRE de Arguiñano es la limpieza y pulcritud que se ve en su programa, no solo por la imagen del programa, sino porque la inculca de principio a fin.
    Empieza cada día con limpieza de manos y repasa todo una y otra vez. Menuda diferencia con otras “estrellas” de Canal Cocina, seguro que os vienen un par a la cabeza.
    Espero que mantenga el miniespacio con Arzak, los viernes. Me encanta.

  • Recetario para mis hijos dijo:

    Hola Mikel, yo lo veía a Arguiñano hace unos cuantos años en Argentina, y realmente me gusta, es muy claro, simpático, directo en sus quehaceres. Aprendí mucho con él. Especialmente algunos secretos de la cocina que no hube de olvidar. Mi problema, fue cuando compré uno de sus libros, no entendía mucho porque los alimentos tienen otros nombres en nuestro país, pero atrás había un diccionario (menos mal!)
    Muy bueno tu blog,
    Saludos.

  • Xavi dijo:

    Arguiñano es un personaje entrañable, lo sientes en casa como de la familia y ademas aprendes a cocinar con él. Lo de Tele5, era el único pograma bueno que tenía, Ciao canal.

  • Teresa dijo:

    A mí me encanta Arguiñano y ahora que se hace mayor y se leva un poco la cabeza es más entrañable todavía. Lo mejor por supuesto sus recetas que, aunque no seas un gran entendido, te puedes atrever a hacer. Y lo de los chistes, estoy de acuerdo que no son muy buenos pero es que el chiste es él. Nunca me había reído tanto como cuando intentó matar una mosca que había en el plató con una raqueta eléctrica de esas mata-insectos. Menudo calambrazo le dió.
    Gracias Mikel por tu aporte.

    Besitos

  • rafael dijo:

    Yo aprendí a cocinar con Arguiñano en su última temporada en la primera de TVE, y lo he seguido unas cuantas en Tele 5. Sigo teniendo por él el mismo cariño que se tiene por un antiguo maestro, sin embargo ese es el problema, que se ha convertido en un maestro un poco aburrido que siempre acaba contando las mismas batallitas, que en su caso son los mismos platos sin sustancia. ¿Por qué ha olvidado los platos tradicionales: una buena paella, una buena marmita, una fideua…y otros tantos? Está claro que hay que rellenar y hacer la misma quiche 20 veces con diferentes rellenos, o rellenar la patata un día de salchicha, otro de carne y otro de bonito, pero al menos un día a la semana debería ser para los platos clásicos. ¿Donde están aquellas comidas especiales que preparabas los días de Navidad? Entiendo que las comidas más modernillas se las deje a Bruno Oteiza, en la Sexta, un muy buen maestro de la escuela de Arguiñano, pero Karlos, vuelve a los orígenes¡¡¡ Te echamos de menos.

  • luis dijo:

    pues el programa es bueno. adornalo como quieras,m quita lo que quieras, pero el programa es bueno, y además en A· triunfará con este nuevo horario
    Aupa Karlos!

  • Pako dijo:

    siempre he dicho que hay muy poca gente que cuando la ves en la tele, te quedes enganchado a lo que dice sin poder cambiar de canal, con la boca abierta y con un hilillo de saliva que va cayendo, uno era en sus mejores momentos Felipe González y el otro El Arguiñano, Es un fenomeno, y ademças se ha forrao.

  • ANA dijo:

    Yo llevo muchísimos años viéndole y me parece estupendo. Sus libros de cocina fantásticos. Su presentación de los programas, platos, cocina, decoración, etc. Sus chistes horrorosos. Yo atribuyo su éxito a que los platos que presenta sirven a cualquiera, son sencillos, son asequibles a cualquier bolsillo y además su programa es eminentemente didáctico, no es una exhibición de un largo y tedioso proceso para una comida que no puedes hacerla, por precio, tiempo o dificultad.
    Alguien decía que solo es para principiantes y no para gente que ya sabe cocinar. De acuerdo pero para los que ya cocinais muy bien ya hay otros cocineros y programas o bien webs o libros. Yo soy de Argiñano.
    En cuanto a su personalidad yo creo que gusta porque se le ve natural. Yo soy vasca y siendo la nuestra una cocina bastante acreditada, alabo que tome platos y recetas de todos los lugares y los de a conocer. Y volviendo a los platos de nuestra tierra siempre presenta la versión sencilla de todos los platos típicos, las que se han hecho en nuestras casas, no sofisticaciones llamadas nueva cocina vasca, que estando bien es otra cosa.
    Tendrá éxito el la sexta y además el horario es mejor.
    Critico a la sexta que los cortes publicitarios están muy mal colocados.

  • Juanjo dijo:

    Estoy de acuerdo en todo contigo, Mikel. El programa en A3 está en una franja horaria muy delicada por la gran competencia, pero ahí tienes a Arguiñano con su línea habitual. Ahora dedica un día a algún famoso, cocinando para él, y el viernes tiene la visita de JM Arzak, quien siempre trae algo curioso, innovador, sus trucos y secretos de investigador. Y todos los días aparece una chica simpática (Ainhoa) quien le recita la valoración que una nutricionista hace del plato del día (más bien de la noche).
    No me importa que su español esté plagado de incorrecciones (se prepara fácil) y su manía de tripitir (bueno bueno bueno, tierno tierno tierno, etc, enlugar de “buenísimo” o “tiernísimo”). Pero sí me quedé sorprendido con dos cosas: (1) un día preparó callos con garbanzos. La nutricionista alabó el plato, diciendo que ¡¡era recomendable para personas que quisieran adelgazar, porque ni el callo ni el garbanzo tienen grasa!! Yo pregunto ¿Y el colesterol, se evapora?
    (2) Preparando merluza en salsa verde, corta la merluza entera en trozo y se deshace de las pieles, raspas y la cola. Luego añade harina para espesar, cuando hoy en día se tiende a suprimir la harina y el haber añadido esos despojos unos minutos habría añadido la gelatina, espesante natural e inocuo.

  • Marichu dijo:

    A mi me cae muy simpático y el programa se hace muy ameno.

  • anna dijo:

    me parece un pelma que ha estrujado demasiado la gracieta; en su restaurante no es tan simpático solo le interesan los vip y si dejara de esnifar, mejor.

  • CRISTINA dijo:

    EN MI FAMILIA Y CADA UNO EN SU CASA VE A ARGUIÑANO, DESDE MI SOBRINOS QUE UNA VA A CUMPLIR 4 Y OTRO DE 6 AÑOS A MI MADRE QUE TIENE 71.
    ESO SI DE LOS CHISTES…MEJOR NO HABLAR. PERO SU COCINA ES FACIL DE REALIZAR CON INGREDIENTES FACILES DE ENCONTRAR Y ES MUY LIMPIO Y ORDENADO

  • reloca dijo:

    pues a mi me gustaría decir que su humor es anticuado aunque parece una persona cercana al pueblo y tambien opino que no sabe limpiar mejillones y al freir antes el ajo que la cebolla la mayoría de las veces lo deja algo quemado

  • jose dijo:

    HAAAGGGGGGGGG

  • amanita dijo:

    Es un poco cansino, los chistes son un horror, pero comunica muy bien , la cocina es sencilla y ES SUPERLIMPIO, ya podían serlo otros tantos que se las dan de buenos…

  • LuisAraes dijo:

    En Argentina, donde los vascos son muy apreciados, empezamos conociendo a Arguiñano cerca de 1992 por TVE. Años después hizo programas en la televisión nacional. Luego libros y demás. Se le debe reconocer que con su simpatía y aparente candidez, ha refrescado en nuestro país las costumbres y tradición de la cocina vasca y española, trasmitida originalmente por nuestros abuelos inmigrantes. Como los americanos en general y argentinos en particular, estropeamos todo lo que se ha recontraprobado desde miles de años (mi esposa cocina milanesas empandas al horno!!!), resultó bueno que el vasco nos haya reintroducido en la cocina ibérica con recetas simples. También nos ha enseñado las recetas originales clásicas, como la pavita en escabeche que me piden invariablemente todas las navidades. Eso sí, los chistes son una patada al hígado con botas de montar, pero lo bancamos igual!!! Saludos cordiales.

  • gabriel dijo:

    su programa me gusta. es simpatico y divertido. lo de los chistes bueeeeeno hay que pasarselos. algunos son medio buenos

  • No todo es Arguiñano: una historia de los programas de cocina. | Dronte Estofado dijo:

    [...] No tengo nada en contra Arguiñano, a mi al contrario que a Mikel Iturriaga hasta me hace [...]

  • noelia dijo:

    respecto a:

    “1. Fue el primer cocinero mediático del país.”

    ¿nos hemos olvidado de elena santonja y “con las manos en la masa”? yo aun recuerdo recetas de aquel programa y hago la mousse de chocolate que hizo miguel bose de invitado!