Inicio » Recetas » Aperitivos »

Guacamole de guisantes o ‘guisanmole’

21 julio 2009 Un comentario Por: Mikel Iturriaga Imprimir artículo
guacamole-guisantes-guisanmoleAlgunas buenas ideas culinarias nacen de la intención de falsear productos. El rape alangostado, un clásico algo pasado de moda, trata de disfrazar de marisco un pescado, y muchas veces resulta mejor que la propia langosta. Las angulas que en realidad son fideos o la crema de marisco hecha con caldo de mejillón son otros ejemplos de cocina tramposa que están buenísimos, aunque no tengo tan claro que alcancen a los originales.

En el caso que nos ocupa, el guacamole de guisantes o guisanmole, no nace del deseo de ahorrar pasta, sino de divertirse un poco y sorprender a los comensales. Al eliminar el aguacate sustituyéndolo por guisantes hervidos y un poco de almendra rallada, damos con un sabor que se parece al del aperitivo mexicano gracias a los condimentos, pero que tiene su propia personalidad. Aunque el color y el aspecto es tan parecido que, si se sirve con unos nachos, habrá gente que no se entere del cambiazo.

La receta está adaptada de Chocolate & Zucchini.

Nivel de dificultad: bajo

Ingredientes

Para 4 personas

  • 300 gr. de guisantes frescos o congelados (nunca de lata)
  • 2 cucharadas de almendra rallada
  • 1 diente de ajo
  • 2 cucharadas de cilantro picado
  • 1 limón
  • 1 chorrito de tabasco
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta negra

Preparación

Cocer los guisantes en agua hirviendo con sal el tiempo que indique en la bolsa si son congelados, o 10 minutos si son frescos. Mezclar en un bol los guisantes, la almendra, el cilantro, el limón, el tabasco, y una pizca de sal y pimienta negra, y triturar. Añadir aceite de oliva al hilo poco a poco e ir removiendo, hasta que quede una crema espesa similar al guacamole. Corregir de sal y pimienta, añadir el ajo aplastado o cortado en dos, dejar madurar en la nevera durante al menos una hora, y retirarlo cuando se vaya a consumir. Si se quiere con más sabor a ajo, también se puede poner picado fino o machacado en un mortero y mezclado con el resto de los ingredientes.

Servir con nachos o con patatas fritas de bolsa gruesas.

Foto: Ainhoa Gomà

Comparte este artículo:
Publicidad:
 

Un comentario »

  • Al Rebumbio dijo:

    Maravillosa idea, estoy seguro además que su indice kalorico sera muy inferior a la original, probare la receta. Muchas gracias